¿Realmente es necesario? Autora: Eli Belinchón

Últimamente veo muchas campañas publicitarias donde la chica que destaca en el anuncio va muy… antinatural. Mirad los anuncios de cremas anti-arrugas, por ejemplo. La mujer (en la mayoría de los casos) que anuncia la crema anti edad, ¡¡NO TIENE ARRUGAS!! Opino que lo único que quieren hacer los comerciantes es vendernos la moto de que esa mujer/chica usa su crema y por eso tiene una piel tan perfecta… En mi opinión, no me lo creo.

Otro ejemplo son los anuncios de productos dietéticos. Te venden un té, pastillas (que, según yo, es horroroso tomar pastillas para adelgazar) etc. ¡Unas mujeres que no tienen un gramo de grasa en su cuerpo!

La verdad es que estoy muy harta de todo esto. Lo único que quieren hacer es que ”nos volvamos más bellas” o ”estemos más guapas” solo para vender su producto. Y sé a ciencia cierta que hay muchas mujeres que consumen este tipo de productos y que no obtienen resultado, aunque ellas digan todo lo contrario, que se ven muy cambiadas. No sé si es porque la publicidad ha penetrado en sus cerebros o porque no quieren aceptar que ese método es ineficaz…

La conclusión a la que quiero llegar es, que las arrugas son signos de la edad con los que hay que aprender a convivir, y que unos kilitos de más se pueden quitar haciendo ejercicio y comiendo sano, nada de pastillas. ¡O ni siquiera quitarlo! ¿Quién dice que tener kilos de más es malo? En la antigüedad las cosas eran al revés… Lástima que ahora no.

Está muy claro que hay que quererse a una tal y como es y si hay gente que se siente mejor con unos kilitos de menos, pues bien por ellas, en lo personal no me meto. Lo importante es sentirse bien con una misma, y no horrorizarse frente al espejo, por que la mujer es hermosa por naturaleza.