Trabajo de sintaxis personalizado

Utilizé un genial.ly  para poder trabajar la sintaxis de manera más dinámica. Los alumnos debían ir presentando las actividades a medida que las iban acabando.

La primera pantalla de esta ruleta se superaba cuando los alumnos me presentaban las capturas de pantalla de cada una de las secciones del tablero.

La segunda pantalla se iba superando por actividad: hacían la actividad en una hoja de su cuaderno y me la presentaban para ser corregida.

 

USOS DEL PRONOMBRE “SE”

Una de las grandes dificultades sintácticas es conocer los diferentes usos del pronombre personal “Se”. A veces con función sintáctica y otras veces sin ella. Aquí os dejo uno de los resúmenes que pasé en fotocopias.

Ejercicio corregido sobre los usos del pronombre “SE”

 

Actividad autocorrectiva sobre los diferentes usos del “SE”:

https://sites.google.com/xtec.cat/sintaxis/usos-del-se

SOLUCIONARIO TRABAJO DE ORTOGRAFÍA JUNIO 2015

pág. 296: ejercicios 33,34,36


32 Escribe h donde sea necesario.
hormiga hebra hangar
hambre hebreo
hemeroteca emigrar
arancel ecuación
huella hiedra
ornamentar ebrio
ambulatorio hospicio
hemiciclo haragán
hectárea hematoma
hiena harén


34 Con la ayuda de los prefijos latinos in-, ex-, des-, a-, re-, forma nuevas palabras a partir de
las siguientes.
Ejemplo: habitado → deshabitado

hielo: deshielo humano: inhumano horca: ahorcar
humo: ahumar hijo: ahijar, ahijado habilitar: rehabilitar
heredar: desheredar hilván: deshilvanar hueco: ahuecar
hidratar: deshidratar hacer: deshacer, rehacer honra: deshonra
hábil: inhábil hecho: deshecho, rehecho hollín: deshollinador
.36 Pon las haches y los acentos que faltan en el siguiente texto.
 Las dos pistolas iniciaron su inhumano estruendo en el mismo instante. El director perdió un mechón de
pelo, y la bala del coronel fue a parar a la parte carnosa de mi muslo. El hombro izquierdo del coronel
quedó un tanto hueco. Volvieron a disparar. Los dos erraron esta vez, pero me alcanzaron a mí en el brazo.
Al tercer intento, los dos caballeros resultaron levemente heridos, y a mí me astillaron un nudillo.
Entonces manifesté que me iba a dar una vuelta, pues aquello era un asunto privado, y me daba cierto
reparo seguir participando en él. Pero los dos caballeros me suplicaron que me quedara sentado y me
aseguraron que no me estaba entrometiendo. Enseguida volvieron a abrir fuego, y todos sus disparos
dieron en el blanco… aunque hay que observar que el blanco de cinco de seis de ellos fui yo. Pero el sexto
hirió mortalmente al coronel, quien observó, con fino humor, que ahora debía despedirse, pue tenía
asuntos que atender en la ciudad. Entonces preguntó dónde estaba la funeraria y se marchó.

pág. 308: ejercicios 23, 24


23 Escribe g o j, según convenga.
aborigen agenda ajeno alienígena
avejentar bujía conserje gitano
elegir esqueje fotogénico garaje
hereje hospedaje jirafa mejilla
peaje prestigio protege regente
salvajismo tragedia traje vigésimo

24 Completa las frases siguientes con g o j.

a) Un esque…e suele ser un tallo …oven de una planta que se usa para in…ertarlo en otra.
esqueje / joven / injertarlo
b) Un …inete extran…ero se proclamó le…ítimo vencedor de la carrera.
jinete / extranjero / legítimo
c) Los cónyu…es están prote…idos se…ún las leyes vi…entes.
cónyuges / protegidos / según / vigentes
d) Condu…e el coche hasta el gara…e y reco…í el equipa…e.
conduje / garaje / recogí / equipaje
e) En caso de intoxicación se debe in…erir abundante agua.
ingerir
f) Le extra…eron las piedras de la ve…iga mediante ciru…ía.
extrajeron / vejiga / cirugía
g) Transi…ía con el precio porque la reparación del coche le ur…ía.
transigía / urgía
 h) Estaba afli…ido porque le habían diagnosticado una aler…ia crónica.
afligido / alergia

pág. 324: ejercicios 30,32,33

30 Completa los espacios en blanco con ll o y, según convenga.

aleluya arcilla ayer ayuntamiento bayeta manecilla
bayoneta bellota centella claraboya desayuno
dobladillo escayola hallazgo hebilla inyectar
lacayo mirilla pesadilla trayecto yacimiento

32 Completa las palabras siguientes con n o m según sea conveniente. 

ambición ánfora combatir énfasis
circunferencia embajador embarcación sonrisa
contar prensa cambio síntoma
enfermedad atentado competición

33 Pon todas las tildes que faltan en el texto.

Si se pregunta a la comunidad científica inmersa en sus investigaciones, o a la gente de la calle, por el
acontecimiento más singular y trascendente de toda la historia de la evolución desde el origen de la vida,
pocos atinarán a apuntar la triplicación de la esperanza de vida en los países desarrollados en menos de
doscientos años. Súbitamente, la especie humana, las mujeres y los hombres –algo más las mujeres–,
disponen de cuarenta años adicionales de vida después de haber cumplido con las tareas reproductoras.
Nunca había ocurrido nada parecido en ninguna especie. El fenómeno no tiene precedentes, y el descubrimiento
revolucionario de que no estamos programados para morir está muy lejos de calar en la conciencia
humana y, menos aún, en la programación y los mecanismos decisorios de las instituciones sociales
y políticas.
EDUARDO PUNSET: El viaje a la felicidad, Destino (texto adaptado)

pág. 356: ejercicios 32, 34


32 Pon las comas que faltan:

a) El taxista nos llevó por donde quiso, se detuvo cuando le apeteció y nos cobró una fortuna.
 b) Un olivo, unas hortensias, varias macetas con geranios constituyen la vegetación del jardín.
c) Un día su bisabuelo, que en paz descanse, la puso encima del caballo y le dio un paseo.
d) En ocasiones se reunía toda la familia: los padres, los hijos, los nietos y los bisnietos.
e) El vencedor, hinchado de orgullo, saludó al público agitando la mano derecha.
f) Hoy, cuando el primer mundo disfruta de una prosperidad evidente, es una vergüenza la situación de
pobreza de muchos países africanos.
g) El mal tiempo, sin embargo, impidió que el concierto se celebrara al aire libre.
 h) Aunque no somos amigos, nos conocemos desde hace muchos años.
 i) Cuando recibas el correo electrónico, avísame, por favor.
j) Se movía con los ojos vendados, es decir, sin ver absolutamente nada.

34 Pon los puntos que faltan en el texto siguiente y escribe mayúscula donde sea necesario.

Somos una especie de homínidos extremadamente afable. Damos las gracias a perfectos desconocidos,
cedemos el paso, simplemente, para dar prioridad a los extraños y, casi siempre, respetamos los pasos
de cebra a favor de gentes de otras edades y condición. Las azafatas, las taquilleras, los acomodadores,
las dependientas y las empleadas de hotel no dejan de sonreír mucho antes de que nada haya empezado.
Ninguna otra especie da señales similares. Desde luego, ningún reptil saluda. Entre los mamíferos,
los perros, de entrada, ladran a otros perros. Entre los primates, el primero en el escalafón se desahoga
dando patadas al último mono. Nosotros, en cambio, somos muy amables.

EDUARDO PUNSET: El viaje del amor, Destino.

EJERCICIOS QUE DEBERÍAN ESTAR CORREGIDOS DE SINTAXIS MARZO 2015 Y TIPOS DE SE

https://docs.google.com/document/d/1pW0_GgaLtW7lbh-Pk6J7_1ug3YBXaWoXrXXHuQOHCBI/pub

http://imgarcade.com/

9.23 Indica la función sintáctica que desempeñan los pronombres reflexivos y recíprocos de la actividad anterior. Recuerda que solo pueden ser CD o CI.

CI / CD/ CD / CI / CI / CI / CI Los pronombres le y les adoptan la forma se cuando van seguidos de un pronombre átono en función de CD.

9.24 Sustituye los sintagmas destacados en cursiva por la forma pronominal correspondiente en las siguientes oraciones y obsérvalo:

a) Le hemos pedido el libro. Se lo hemos pedido.

b) Di el regalo a María. Se lo di.

c) El profesor preguntó a todos los niños la lección. El profesor se la preguntó.

d) A su perro le cortamos las uñas ayer. Se las cortamos ayer.

e) Enviaron un paquete por correo a Luis. Se lo enviaron por correo.

f) Le tiró la postal a la cara. Se la tiró a la cara.

9.25 Identifica la función sintáctica de los pronombres destacados en las siguientes oraciones:

a) Nos advirtió de sus intenciones. CD

b) La dejaré con su tía todas las vacaciones de verano. CD

c) Cuando las barbas de tu vecino veas pelar, pon las tuyas a remojar. CD

d) No lo dejes venir con nosotros. CD; CC Comp. e) No me busques las cosquillas. CI

f) La tienes detrás de ti. CD; detrás de ti: complemento del adverbio detrás

g) Eso no es como tú crees. Sujeto; sujeto

h) Al dárselo, se le cayó. CI; CD; CI

i) ¡Escuchadme! CD

j) Os traje un regalo de mi último viaje. CI

k) Tras ver lo que hiciste, nos avergonzamos de ti. CR

9.27  Identifica los pronombres del texto e indica cuáles son sus funciones sintácticas. Aunque la niña ya no tenía edad para eso, la bañaba como si fuera un crío, remojándola con agua perfumada de albahaca y jazmín, la frotaba con una esponja, la enjabonaba meticulosamente sin olvidar ningún resquicio de las orejas a los pies, la friccionaba con agua de colonia, la empolvaba con un hisopo de plumas de cisne y le cepillaba el pelo con infinita paciencia, hasta dejárselo brillante y dócil como una planta de mar.

ISABEL ALLENDE: La casa de los espíritus, Debolsillo.

Aunque la niña ya no tenía edad para eso (CC Finalidad), la (CD) bañaba como si fuera un crío, remojándola (CD) con agua perfumada de albahaca y jazmín, la (CD) frotaba con una esponja, la (CD) enjabonaba meticulosamente sin olvidar ningún resquicio de las orejas a los pies, la (CD) friccionaba con agua de colonia, la (CD) empolvaba con un hisopo de plumas de cisne y le (CD) cepillaba el pelo con infinita paciencia, hasta dejárselo (CI-CD) brillante y dócil como una planta de mar. En la oración Afortunadamente, una de nuestras patrullas vio la hoguera y, tras comunicárselo a la jefatura, me recogió, las palabras una, se, lo y me son, respectivamente: a) adjetivo indefinido, pronombre personal, CD y CD b) pronombre indefinido, CI, pronombre personal y pronombre posesivo c) pronombre indefinido, CI, CD y pronombre personal d) adjetivo indefinido, CI, pronombre personal y CD La opción correcta es la c) En las oraciones siguientes el pronombre se tienen la función de CI.

Indica en cada caso si se trata de «se variante de le o les», «se recíproco» o «se reflexivo».

a) María se ha teñido el pelo de color rojo. se reflexivo

b) Pedro e Isabel se envían mensajes continuamente. se recíproco

c) Se lo han regalado sus padres. se variante de le o les

En las oraciones siguientes el pronombre se no tiene función sintáctica. Indica en cada caso cuál es su valor preciso.

a) Se pensó que le estábamos mintiendo. se dativo de interés

b) Se estudia cada día las cotizaciones de la bolsa. se dativo de interés

c) Se preocupa demasiado por todo. se morfológico

d) No se atrevía a salir de casa. se morfológico

e) Se empeña en no acudir a la cita. se diacrítico

Actividades sintaxis de la unidad 8 del libro (febrero 2015)

OS DEJO LAS SOLUCIONES DE LAS ACTIVIDADES DEL LIBRO. OS RECUERDO LO IMPORTANTE QUE ES QUE TRABAJÉIS LA MATERIA POR VUESTRA CUENTA Y TRATÉIS DE UTILIZAR LOS RECURSOS QUE ESTÁN A VUESTRO ALCANCE: SINTAXIS

8.26 No todos los complementos introducidos por la preposición por desempeñan la función de complemento agente. Indica cuál es la función de los siguientes elementos destacados:

a) Fue recibido por el presidente de la República italiana. Agente

b) Por la mañana le pusieron la nueva prótesis. CCT

c) El partido no se vio en mi casa por culpa de la antena. CCCausa

d) El espía ha sido descubierto por su torpeza por el servicio de contraespionaje. CCCausa – Agente

e) El paseo por el río fue suspendido por la lluvia. CCCausa

f) Por aquellos días nadie le hablaba por su mal carácter. CCTiempo – CCCausa

8.27 Identifica la función sintáctica (Atrib, CD, CI, CC, CR, CPred y CAg) de los sintagmas subrayados en el texto siguiente:

con ellos: Complemento de régimen verbal tan jóvenes: Atributo las cosas buenas de la vida: Complemento directo en su cama: CC de lugar un domingo por la mañana: CC de tiempo con ellos: Complemento de régimen verbal culpable: Atributo a todos: Complemento directo con ellos: CC compañía los: Complemento directo allí: CC de lugar

8.28 Identifica el complemento directo (CD) de las oraciones siguientes y a continuación sustitúyelo por el pronombre adecuado.

El atleta oía las palabras de ánimo de sus compañeros. las

b) Isabel esperó a su hermano en la biblioteca. lo

c) Saludó a sus amigos desde la ventana de su casa. los

d) Mi hermana ha comprado una lámpara antigua valiosísima. la

e) La maquilladora atendía al actor antes de la actuación. lo

f) Préstame tu libro de matemáticas, por favor. lo

8.29 dentifica el complemento indirecto (CI) de las oraciones siguientes y a continuación sustitúyelo por el pronombre adecuado

a) Un niño ofreció un ramo de flores a la invitada. le

b) Dijo la verdad a los policías de tráfico. les

c) Los alumnos entregaron los ejercicios al profesor. le

d) El locutor leyó la noticia a los telespectadores. les

e) La conductora mostró su permiso de conducir al agente. le

f) El médico recetó unas pastillas al paciente. le

8.30 En las oraciones siguientes señala el complemento de régimen (CR). a) Inmediatamente se desentendió del asunto.

a) Inmediatamente se desentendió del asunto.

b) Hablaron de tantas cosas aquella noche…

c) No me acuerdo de su número de teléfono.

d) Este chico se entretiene con cualquier cosa.

e) En enero ya soñaba con las vacaciones de verano.

f) La profesora confió en su palabra.

SOLUCIONES DEL FRAGMENTO “LOS PAZOS DE ULLOA” ACTIVIDAD 4.10

SOLUCIONES DEL FRAGMENTO “LOS PAZOS DE ULLOA” ACTIVIDAD 4.10

El siguiente fragmento pertenece a Los pazos de Ulloa, de Emilia Pardo Bazán. En él, el sacerdote don Julián vive una curiosa y cruel escena en el momento de la cena. Participan también Primitivo, una especie de capataz del marqués, y su hija Sabel. Lee detenidamente el texto y contesta a las preguntas que se plantean a continuación:

Como si también los perros comprendiesen su derecho a ser atendidos antes que nadie, acudieron desde el rincón más oscuro, y olvidando el cansancio, exhalaban famélicos bostezos, meneando la cola y levantando el partido hocico*. Julián creyó al pronto que se había aumentado el número de canes, tres antes y cuatro ahora; pero al entrar el grupo canino en el círculo de viva luz que proyectaba el fuego, advirtió que lo que tomaba por otro perro no era sino un rapazuelo* de tres a cuatro años, cuyo vestido, compuesto de chaquetón acastañado y calzones de blanca estopa, podía desde lejos equivocarse con la piel bicolor de los perdigueros, en quienes* parecía vivir el chiquillo en la mejor inteligencia y más estrecha fraternidad. Primitivo y la moza disponían en cubetas de palo el festín de los animales, entresacado de lo mejor y más grueso del pote; y el marqués –que vigilaba la operación–, no dándose por satisfecho, escudriñó con una cuchara de hierro las profundidades del caldo, hasta sacar a luz tres gruesas tajadas de cerdo, que fue distribuyendo en las cubetas. Lanzaban los perros alaridos entrecortados, de interrogación y deseo, sin atreverse aún a tomar posesión de la pitanza; a una voz de Primitivo, sumieron de golpe el hocico en ella, oyéndose el batir de sus apresuradas mandíbulas y el chasqueo de su lengua glotona. El chiquillo gateaba por entre las patas de los perdigueros, que, convertidos en fieras por el primer impulso del hambre no saciada todavía, le miraban de reojo, regañando los dientes y exhalando ronquidos amenazadores: de pronto la criatura, incitada por el tasajo* que sobrenadaba en la cubeta de la perra Chula, tendió la mano para cogerlo, y la perra, torciendo la cabeza, lanzó una feroz dentellada, que por fortuna sólo alcanzó la manga del chico, obligándole a refugiarse más que de prisa, asustado y lloriqueando, entre las sayas de la moza, ya ocupada en servir caldo a los racionales. Julián, que empezaba a descalzarse los guantes, se compadeció del chiquillo, y, bajándose, le tomó en bra- 4.10 122zos, pudiendo ver que a pesar del mugre, la roña, el miedo y el llanto, era el más hermoso angelote del mundo. –¡Pobre! –murmuró cariñosamente–. ¿Te ha mordido la perra? ¿Te hizo sangre? ¿Dónde te duele, me lo dices? Calla, que vamos a reñirle a la perra nosotros. ¡Pícara, malvada! Reparó el capellán que estas palabras suyas produjeron singular efecto en el marqués. Se contrajo su fisonomía: sus cejas se fruncieron, y arrancándole a Julián el chiquillo, con brusco movimiento le sentó en sus rodillas, palpándole las manos, a ver si las tenía mordidas o lastimadas. Seguro ya de que sólo el chaquetón había padecido, soltó la risa. –¡Farsante! –gritó–. Ni siquiera te ha tocado la Chula. ¿Y tú, para qué vas a meterte con ella? Un día te come media nalga, y después lagrimitas. ¡A callarse y a reírse ahora mismo! ¿En qué se conocen los valientes? Diciendo así, colmaba de vino su vaso, y se lo presentaba al niño que, cogiéndolo sin vacilar, lo apuró de un sorbo. El marqués aplaudió: –¡Retebién! ¡Viva la gente templada! –No, lo que es el rapaz…, el rapaz sale de punta –murmuró el abad de Ulloa. –¿Y no le hará daño tanto vino? –objetó Julián, que sería incapaz de bebérselo él. –¡Daño! ¡Sí, buen daño nos dé Dios! –respondió el marqués, con no sé qué inflexiones de orgullo en el acento–. Déle usted otros tres, y ya verá… ¿Quiere usted que hagamos la prueba? –Los chupa, los chupa –afirmó el abad. –No, señor; no, señor… Es capaz de morirse el pequeño… He oído que el vino es un veneno para las criaturas… Lo que tendrá será hambre. –Sabel, que coma el chiquillo –ordenó imperiosamente el marqués, dirigiéndose a la criada. EMILIA PARDO BAZÁN: Los pazos de Ulloa, Cátedra.

a) ¿Qué descubre Julián entre los perros? Un niño pequeño.

b) ¿Cómo está caracterizado el niño? Va vestido con un chaquetón castaño y unos calzones blancos, el mismo color que el de los perdigueros, y se mueve entre ellos como uno más.

c) ¿Cuántas tajadas saca el marqués del pote? ¿Qué te llama la atención de este hecho? Tres, las mejores de la olla. Al niño no le ofrece comida.

d) ¿Cómo reacciona don Julián ante el mordisco del perro al niño? ¿Y el marqués? Don Julián se asusta, lo toma en brazos y le habla con cariño. El marqués, en cambio, se ríe y le dice que la culpa es suya, por meterse con la perra. A continuación, le ofrece un vaso de vino.

e) ¿A qué crees que obedece esta actitud diferente? Don Julián es un capellán joven, culto y urbano, que no está acostumbrado a la brutalidad de ese mundo rural, representado por don Pedro.

f) ¿Qué valoración general harías de la escena?

Ten en cuenta lo que se explica en la unidad sobre el Naturalismo, movimiento al que pertenece esta obra. Respuesta abierta. Pueden tenerse en cuenta los siguientes aspectos del Naturalismo: ambiente desagradable, brutalidad, precisión a la hora de reproducir el lenguaje hablado –con sus coloquialismos y vulgarismos- atendiendo al tipo de personaje, gusto por el detalle escabroso, etc. También puede anotarse la importancia del determinismo social: ¿hasta qué punto las personas que intervienen en esta escena condicionan la futura manera de ser del niño?