Sant Jordi 2016: ¿Realmente somos libres o necesitamos estar subyugados a un poder legislativo? Autor: Yassine Ben el Fassi

A continuación, intentaremos cubrir este tópico, con tres preguntas, que serán el hilo conductor de todo este artículo; ¿Necesitamos un régimen que nos tenga restringida nuestra libertad?, ¿Si somos libres porque no podemos hacer todo lo que nos plazca?, ¿Somos relativamente libres?
En primer lugar, necesitamos definir que es libertad, según la RAE nos define libertad cómo capacidad de un individuo de obrar y no estar sumiso a ninguna autoridad. Pero si indagamos un poco, observamos que hay diferentes tipos de libertad (libertad de expresión, libertad religiosa, libertad de voto…), cada tipo te permite expresar tu identidad sin estar sujeto a nadie. ¿Entonces, si somos libres, porque no hacemos lo que nos plazca?
Es un punto muy controversial, porque en este instante, debemos pensar en si somos realmente dependientes. Por ejemplo: ¿Tenemos seguridad suficiente para que nadie invada nuestra propiedad privada, y corrompa en ella? Este es un estado en el que Hobbes llama, estado natural, en este estado el hombre era un lobo para el hombre, y se tuvo que hacer un contrato con el legislativo para salir de este estado. De esa manera tuvimos que dar parte de nuestros derechos a ese poder, es decir, ¿Ya no somos libres del todo? Es cierto, no lo somos. Necesitamos siempre un poder superior que emane justicia y armonía social. De esta manera, evitamos injusticias sociales y obtenemos más seguridad. Es un pacto justo que se hizo, pero en cualquier momento, estamos en nuestro derecho de la revolución total, únicamente si el gobierno es corrupto e insuficiente.
En segundo lugar. ¿Somos relativamente libres?
-Sí, por supuesto. En este punto me refiero a que el ser humano está en su total libertad de escoger que quiere comer, donde quiere ir, que religión quiere seguir… Parece muy lógico, pero hace 70 años no podías comer lo que querías, en época de Franco o a priori teníamos cartillas de racionamiento que nos indicaba la cantidad exacta que debíamos de consumir, bueno, también había el estraperlo.
No se podía viajar a cualquier sitio sin un documento en el que dijera que usted estuvo en el Alzamiento Nacional. Pero a lo que me refiero, es que lo que vemos tan lógico y sencillo a días de hoy, se ha tenido que derramar sangre para poder hacer posible esto.
En tercer lugar podemos hacer lo que nos plazca, la respuesta es, no, debemos preservar la armonía social, eso no quiere decir sumisión, quiere decir respeto al prójimo. Y seguir unas leyes, estas pueden ser tan sencillas, como los 10 mandamientos, estos preservan la armonía social de una manera efectiva.
En definitiva, no somos libres totalmente, necesitamos estar bajo un poder que nos regule nuestras leyes y nos ofrezca un estado del bienestar, para poder vivir en armonía social, de lo contrario, volveríamos a un estado natural en el que no tendríamos seguridad y aún menos libertad.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà Els camps necessaris estan marcats amb *