Category Archives: Concurso de instrucciones

El concurso de las instrucciones

Muchísimas gracias a los alumnos y alumnas de la Immaculada Concepció d’Horta, que nos han ayudado a escoger los vencedores de nuestro concurso.

Hay diferentes premiados:

Por número de votos:

1 – Clara, por “Cómo hacer que te deje un rato tu hermano pequeño”, 15 votos.

2 – Claudia, por “Cómo caminar con elegancia”, 9 votos.

3 – Núria, por “Cómo se limpian los mocos”, 6 votos.

Por nota media de nuestros excelentes jurados:

1 – Núria, por “Cómo se limpian los mocos”, 9,7.

2 – Nil, por “Cómo atarse los cordones”, 9,5.

3 – Manuel, por “Cómo jugar a un juego de la Play”, 9,5.

Todos nuestros premiados tendrán un diploma. Se está buscando otro premio acorde a sus características y a la tipología del concurso.

Nuestras instrucciones

Los alumnos de la Escola Immaculada Concepció de Barcelona nos van a ayudar a escoger las instrucciones más divertidas. Para facilitarles la faena hemos hecho una selección de textos.

Estos son los textos seleccionados:

1. CÓMO CAMINAR CON ELEGANCIA, por Claudia Quintana

Consejos para un buen caminante:

Erguir la mirada, con la cabeza hacia el cielo, juntar los pies y comenzar paso a paso con un andar elegante. Pero cuidado, dos cosas: ¡Atención! con las piedras con las que te puedes tropezar mirando al cielo.

2. INSTRUCCIONES DE CÓMO ESCRIBIR CON UN LÁPIZ, por Miki Camí

Para escribir con el lápiz se necesita compenetrar la mano, los dedos y el lápiz, junto al papel.

Coger el lápiz con el dedo pulgar e índice, a un centímetro aproximadamente de la punta del lápiz, apoyándolo en el dedo corazón, de tal manera que se mantenga ligeramente inclinado. Con la punta del lápiz sobre el papel, presionar suavemente hasta realizar el trazo de la letra en cuestión.

Sé que la primera vez será difícil, pero hay que cogerle el tranquillo.

3. CÓMO ATARSE LOS CORDONES, por Nil Aira

Al desplazarse el pie ligeramente, metiéndolo en la bamba, tienes que coger el cordón. Hay que darle dos vueltas al cordón. Yo sentí un ligero dolor en el dedo gordo. Cada vez que apretaba me dolía más. Me hice un lío intentando averiguar qué pasaba. Conseguí averiguarlo: Había enrollado el dedo gordo. Intentándolo sacar me pasó una cosa alucinante, ya que me encontré con la mano liada. Al intentar levantarme me caí de espaldas. Dando vueltas llegué hasta el baño, cogí las tijeras y ¡zas! conseguí cortar el cordón. Así que mejor que os los ponga vuestra madre.

4. CÓMO SE LIMPIAN LOS MOCOS, por Núria Puig

Se coge un pañuelo, se lleva hasta la nariz y le damos forma de nariz al pañuelo. Con el dedo pulgar se tapa el agujero izquierdo o derecho (el que te vaya mejor). En este caso taparemos el derecho. Se suena fuerte de tal manera que salgan los mocos del agujero izquierdo. Después hacemos lo mismo con el otro agujero. Tapamos con el dedo pulgar el agujero izquierdo. Se suena fuerte,…

Es recomendable tocarse un poco con los dedos la nariz después de sonarte de forma disimulada y más si estás en público, no sea que se te quede algún moco colgando, o por los laterales y se te sequen para que no se te engnchen muy fuerte y no te los puedas arrancar de tan duros que están. Además, queda muy feo.

5. CÓMO HACER QUE TE DEJE UN RATO TU HERMANO PEQUEÑO, por Clara Fernández

Seguro que si tienes un hermano pequeño muchas veces te molesta y no te deja en paz. Pero ahora vas a saber como evitar que te deje:

1. Puedes darle una hostia pero eso sólo servirá para que se ponga a llorar y se lo diga a tu madre. Entonces te caerá la bronca a ti.

2. Esto es mejor, puedes chincharlo. Entonces si se harta se lo dirá a tu madre.

3. Entonces ahora tienes que intentar convencer a tu madre de que ha sido él, que él no para. Si la convences será perfecto.

4. Cuando la hayas convencido, tu hermano/a se enfadará y entonces se irá a la habitación y te dejará tranquilo/a por lo menos un rato.

NOTA: Esto funciona con mi hermano. No sé si con los vuestros también.

6. CÓMO PONERTE LA ROPA, por Aitana Giménez

1. Te pones la camiseta, primero la manga derecha y luego la izquierda. Pero ten cuidado que no se te quede la cabeza enganchada. ¡Vaya cabezón que tienes!

2. Te pones los pantalones, pero primero tienes que poner el pie izquierdo y luego el pie izquierdo. Pero ten mucho cuidado que no te caigas para atrás. ¡Auuuu, me ha salido un chichón en la cabeza!

3. Luego para ir bien guapo, te pones un cinturón. Pero no te lo aprietes mucho, que te quedas sin respiración. ¡Ay, que me ahogo!

4. Súbete la bragueta del pantalón, no vaya a ser que se te vea. ¡Ay, qué vergüenza!

5. Ponte las bambas, primero la derecha y luego la izquierda. Te atas los cordones, pero ten cuidado no te los ates juntos porque te caerías de morros al suelo. ¡Auuuuuu, mamá me sangra la nariz!

7. CÓMO JUGAR A UN JUEGO DE LA PLAY, por Manuel Alfaro

Primero lo has de comprar (pues claro, si no, ¿cómo juegas?). Luego has de saber los controles porque si no, no podrás saltar, correr y cosas así.

Después coges el cd y lo pones en la Play. Si no funciona, dale golpes a la Play hasta que funcione.

Empiezas a jugar y te lo vas pasando hasta que te cansas o acabes rabiando y enfadado con el jueguecito. Lo maldices 20 veces hasta que te cansas.

Luego guardas la partida, apagas la Play, coges el cd y lo pones en su caja. No entra. Pues la culpa es de la caja, que ha encogido.

Al día siguiente vas a jugar para intentar ganar y resulta que la partida guardada no está. Puedes quejarte a los fabricantes, a ellos les da igual. Y te enfadas el doble con la consola.

Malditas tecnologías…

8. Instrucciones para lavarse las manos, por Raquel Cazorla

Lavarse las manos aunque parezca muy fácil, es cosa de practica como jugar a tenis.

Para comenzar a hacerlo, tenéis que observar la extraña forma del grifo que usas y comprobar como se abre, bien apretando un botón, subiendo una pequeña palanca o girando una rosca. Cuando ya lo sabemos, tenemos que mojar con el agua que cae de una pequeña obertura nuestras manos, sin exagerar, y luego cerrar el grifo para no malgastar el agua. Una vez hechos estos pasos, tendremos que coger nuestro jabón de pastilla o liquido. En este caso probaremos con el de pastilla. Se sostiene la pastilla de jabón en las manos y se vuelve a abrir en grifo para mojarlo un poco. Cerramos el grifo para no gastar agua y con mayor precisión sostiene el jabón y se desliza entre las dos manos intentando que no se te escape, pues esto sería un gran problema porque si cae al suelo no se podrá coger porque se resbalaría, o lo podemos pisar y darnos un buen golpe en el cráneo. Si frotas con cuidado el jabón no se irá. Luego colocamos con cuidado el jabón en su respectivo recipiente.

Una vez seguidos estos pasos sin ningún problema con el jabón, se tiene que abrir el grifo, cosa que es difícil si tienes un grifo de rosca y más fácil si tienes un grifo de se pulsar un botón o abrir la palanca, cosa que tampoco va del todo bien por que ensucias todo en grifo de jabón. Si has conseguido abrir el grifo, ahora viene lo más fácil: remojar las manos con el agua que sale de la obertura, y frotar las manos la una con la otra sin salpicar agua afuera ni estar mucho rato, cosa que solo pasa si tienes un jabón que se engancha entre los dedos, y peor entre las uñas, lo que es más incomodo. Una vez las manos estén libres de jabón se tiene que cerrar el grifo, cosa que es fácil si no se ha llenado en grifo de jabón en el intento de abrirlo. Y una vez acabado, solo tenéis que coger la toalla que tengáis en el baño y frotarla entre las manos, de manera que el agua se desvanezca entre la toalla.

 

9. Cómo escribir con lápiz, por Adrián Martínez

Parece muy fácil pero esta tarea requiere tiempo y esfuerzo.

Para poderla llevar a cabo necesitas un lápiz ya sea normal o de mina y papel o cualquier otra cosa en la que se pueda escribir.

Primero necesitas saber con que mano escribes mejor, es decir, si eres zurdo escribirás mejor con la izquierda en cambio si eres diestro lo harás mejor con la derecha. Después debes saber como agarrar el lápiz, es decir, debes poner tu mano alrededor del objeto y mover la muñeca con maña para poder escribir todo aquello que desees. Es indispensable conocer bien el alfabeto así como todas las normas ortográficas de la lengua en la que quieras escribir.

Si sigues todas estas instrucciones adecuadamente, conseguirás hacer una redacción o cualquier otro tipo de escrito en poco tiempo y de forma correcta.