Si cuarenta mil niños sucumben diaramente en el purgatorio del hambre y de la sed si la tortura de los pobres cuerpos envilece una a una a las almas y si el poder se ufana de sus cuarentenas o si los pobres de solemnidad son cada vez menos solemnes y más pobres ya es bastante grave que un solo hombre o una sola mujer contemplen distraídos el horizonte neutropero en cambio es atroz sencillamente atroz si es la humanidad la que se encoge de hombros?Mario Benedetti

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *