Arxiu d'etiquetes: Glasgow

L’acord final de la COP26, una edició més, no convenç ningú

Els acords finals de Glasgow no convencen les organitzacions socials ni molts països.

https://www.eldiario.es/comunitat-valenciana/medio_ambiente/observatorio-ciudadano-agua-completamente-paralizado-tres-anos-despues-constitucion_1_8478378.html

Tras dos semanas de negociaciones en la ciudad escocesa de Glasgow, los países allí reunidos han acabado firmando un documento que ha sido fuertemente criticado por las organizaciones ecologistas y por muchos Estados que han aceptado rubricar el texto en aras de avanzar y poder seguir trabajando de manera conjunta contra el calentamiento global.

“Para países como el mío, que deberán transformar el entorno físico en los próximos años para sobrevivir a los embates del cambio climático, este acuerdo es un paso extremadamente crítico que no nos podemos permitir perder”, ha declarado el representante en la cumbre de las Islas Marshall.

Según consideran desde Ecologistas en Acción, el acuerdo estanca la lucha climática y no da respuesta a las consecuencias del calentamiento global que ya están sufriendo millones de personas en todo el planeta.  “Se trata de un acuerdo vacío que cualquiera firmaría. Dice que hay que luchar contra la emergencia climática pero no concreta ni cuándo ni cómo se va a hacer ni, sobre todo, con qué financiación”, lamenta desde Glasgow Irene Rubiera, portavoz de Ecologistas en Acción, con quien coincide el coordinador de clima y energía en la misma organización, Javier Andaluz, que señala que “la falta de compromisos claros de los países del Norte global sobre la financiación así como sobre la transferencia de tecnologías y capacidades entre países, deja en grave riesgo a millones de personas en el planeta que ya se ven afectadas por el cambio climático”. Continua la lectura de L’acord final de la COP26, una edició més, no convenç ningú

Nou esborrany a la pròrroga de la COP26: l’acció climàtica global s’acosta a l’abisme

Es manté el llenguatge ambigu sobre la fi del finançament dels combustibles fòssils..

https://www.publico.es/sociedad/nuevo-borrador-prorroga-cop26-accion-climatica-global-acerca-abismo.html

La presidencia de la Cumbre del Clima de Glasgow, la COP26, ha publicado los últimos borradores tras una larga noche de negociaciones. El resultado apenas supone una mejora en la ambición respecto a los anteriores documentos, pues mantiene el mismo lenguaje ambiguo y débil sobre el fin de la financiación de los combustibles fósiles.

El texto presentado por la presidencia de la COP no mejora el polémico borrador que se publicó el viernes. Se sigue sin apostar por una referencia clara al fin de la financiación de gas, petróleo y carbón. De esta forma, se mantiene la idea de eliminar de manera gradual las subvenciones en combustibles fósiles que sean “ineficientes”, una palabra que deja la puerta abierta a las economías petroleras y carboneras para seguir explorando y explotando yacimientos. El único punto añadido en este párrafo es una escueta alusión a la necesidad de “aumentar las medidas de eficiencia energética”.

Por lo que respecta a la financiación y cooperación de los países desarrollados con los que están en vías de desarrollo, apenas hay novedades. En materia de adaptación, el Fondo Verde sigue sin recibir la financiación adecuada y acordada en París en 2015. Este fondo es una herramienta con la que los países ricos se comprometían a contribuir económicamente para garantizar que las regiones más vulnerables a la crisis climática pudieran transformar sus economías y hacerlas más resilientes. El objetivo era que las grandes potencias sumaran 100.000 millones de dólares anualmente desde 2020, pero la cifra está unos 20.000 millones por debajo. En uno de los borradores publicados esta mañana se exhorta a los países a duplicar la aportación, pero apenas hay avances, en tanto que se emplaza a 2022, en el marco de la COP27 de Egipto, a revisar este punto.

Por lo que se refiere a los mecanismos de pérdidas y daños –el otro gran punto caliente de las negociaciones– los países ricos siguen sin arrimar el hombro. Según se interpreta del nuevo borrador, se hace un llamamiento a las Partes a seguir dialogando para conseguir esclarecer cómo finalmente las naciones desarrolladas ayudarán a que los países del Sur Global a afrontar las pérdidas y daños económicos derivados de fenómenos climáticos extremos como sequías, olas de calor o inundaciones. Este último grupo de países está reclamando una estrategia a largo plazo basada en la aportación de unos 1.300 millones por año a partir de 2025.

El debate sobre la creación de un mercado internacional de carbono también sigue demasiado verde y con numerosas opciones diferentes abiertas en el texto. Este punto lleva siendo pospuesto, cumbre tras cumbre, al menos desde 2018 y no sería de extrañar que Alok Sharma, el presidente de la COP26, hiciera lo propio, dejando el debate para la cumbre de 2022.

Se espera que a lo largo de la mañana se convoque un plenario final donde los países debatan por última vez de cara a la publicación del acuerdo de Glasgow. Según las intenciones de la presidencia de la COP, el encuentro debería terminar en la tarde del sábado, pero no se puede descartar una nueva prórroga.

La ramaderia industrial s’escapa a Glasgow

La gran font d’emissions, no sols de la ramaderia, sinó de tot el sistema alimentari, i una de les principals a nivell global, és la producció de pinsos.

https://www.nuevatribuna.es/articulo/sostenibilidad/ganaderia-industrial-escapa-cumbre-glasgow/20211110171418192612.html

Estos días en la cumbre de Glasgow se ha hablado casi de todo, pero sorprende que no haya habido un día para hablar en exclusiva de la relación del sistema alimentario y el cambio climático. Sorprende porque apenas se ha abordado uno de los grandes causantes de gases de efecto invernadero, que no es otro que la ganadería industrial.

Y no es cualquier cosa, se calcula que el 18% ni más ni menos provienen de este sector, y nuestro país es una de las grandes chimeneas a nivel global. Para entender esto, hay que hacer un poco de disección de estos humos. Así, tenemos que el origen de los gases de efecto invernadero asociado a la ganadería proviene de la producción y consumo de piensos, la fermentación entérica de la producción bovina y en tercer lugar el estiércol producido en las granjas, fundamentalmente producidos por los purines porcinos. La producción ganadera representa el 81% de las emisiones de la fase de producción y el 57% del total del sistema  alimentario. De estas, la inmensa mayor parte es debido a la producción de carne y derivados (más del 80%).

Pero si entre todos ellos tuviéramos que elegir uno, sin duda este sería el pienso. La gran fuente de emisiones, no solamente de la ganadería, sino de todo el sistema alimentario, y una de las principales a nivel global, es la producción de piensos. Para entender la magnitud de lo que estamos hablando, en nuestro país, los piensos para la ganadería industrial emiten prácticamente lo mismo que toda la industria energética. El doble que el resto del sector industrial (excluido el energético), tres veces más de lo que generan todos los residuos en el Estado, 12 veces las emisiones del transporte aéreo, el doble de la emisión del transporte en camiones por carretera y el 80% de las emisiones anuales de los turismos en el Estado. ¿Cómo es eso posible? Normalmente, cuando pensamos en la ganadería vemos las granjas y los animales, pero nos falta el primer paso: la comida en sí. En los sistemas de producción industrial (especialmente en el de la carne), ello equivale a decir pienso, y siendo aún más concretos, a decir cereales y soja. La ganadería industrial es tan emisora porque, además de la emisión específica de los animales, está también la inmensa cantidad de agricultura industrial destinada a alimentarla. Son miles y miles de hectáreas de cultivos altamente intensivos en emisiones, y si a menudo no aparecen en nuestra cuenta de resultados con la magnitud requerida es porque la mitad de ellos están fuera de nuestras fronteras. En efecto, de la cantidad total de GEI atribuida a las materias primas utilizadas en la fabricación del pienso en el Estado, el 56% son importadas

Nadie en Europa fabrica tanto pienso como el Estado español, de hecho somos una auténtica potencia mundial, los cuartos productores mundiales (junto a México), solamente superados por China, EE. UU y Brasil. Y con todo eso, los puertos estatales son un verdadero hub mundial de entrada de cereales y soja destinados a la alimentación animal, así nos hemos convertido en el primer importador europeo de materias primas para pienso: uno de cada tres kilogramos de cereal que importa Europa lo importa el Estado español.

La conclusión es obvia, si los gobiernos quisieran abordar la reducción de estos gases, deberían básicamente reducir uso de pienso, purines y cebaderos de bovino. Para esto hay una medida imprescindible, acabar con los subsidios a la ganadería industrial y apostar por la transformación de este sector de manera urgente.

Y esto apareció finalmente el pasado sábado en la cumbre, dónde se aprobó lo que se ha venido en llamar la Agenda de Acción Política, y que España ha firmado, y que pone énfasis en la necesaria transición agraria a sistemas sostenibles y bajos en emisión. Y para ello pide cambiar el actual sistema de subvenciones agrícolas, incentivando nuevas formas de producir.

Pero ya pueden imaginar, nada de cantidades, métodos, objetivos, que es justamente lo que necesitamos, porque miren, en países como el nuestro, no es que haya que apoyar nuevos sistemas, es que es urgente desincentivar el actual modelo que ha sido alimentado con dinero público a través de ayudas directas e indirectas de la PAC (Política Agraria Común) durante décadas y hasta el día de hoy, sin el cual no sería en absoluto rentable. Hagan la cuenta, el coste de producción medio de 1 kg de carne de porcino que representa la alimentación (el pienso) en el Estado español es el 73% del total de costes. Si el 64% de la composición de ese pienso es cereal y el coste de ese cereal está subvencionado en un 57%, eso quiere decir que, al menos, un 37% de los costes de producción de la carne de cerdo están subvencionados. Sumemos ese 37% al 18% que son subsidios directos que recibe la producción de carne de cerdo y el resultado es que el 55% de los costes de producir carne de cerdo están subvencionados.

Se trata de dejar de meter dinero público en las fuentes de emisión y trasladarlo a los sumideros, es decir, desmantelar la agroganadería corporativa y apoyar intensamente una transición alimentaria basada en los sistemas alimentarios locales de base agroecológica y familiar. No es que sea una posibilidad, sino una obligación. Los datos nos indican, sin lugar a dudas, que no hay estrategia posible frente a la emergencia climática si no se aborda la ganadería industrial. Así de simple.

Por cierto que la reforma de la PAC se ha firmado este mismo año ratificando la continuidad de este sistema perverso y lo otro es bla bla bla.

Diversos països intenten manipular el major informe científic de l’ONU sobre el clima

A pocs dies que se celebri la COP26 de Glasgow, una filtració de documents revela com diversos governs van demanar a les Nacions Unides que minimitzés la necessitat de deixar d’usar ràpidament els combustibles fòssils.

https://www.publico.es/internacional/paises-manipular-mayor-informe-cientifico-onu-clima.html

A las puertas de la celebración de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26) que tendrá lugar del 31 de octubre al 12 de noviembre de 2021 en Glasgow (Reino Unido), la cadena británica BBC  ha revelado que varios Estados han pedido a la ONU una mayor flexibilidad en los compromisos para frenar el cambio climático y mantener el calentamiento global en 1,5 grados. Continua la lectura de Diversos països intenten manipular el major informe científic de l’ONU sobre el clima