Arxiu de la categoria: ECOLOGIA

La llei de lluita contra la desforestació a la UE

La llei de lluita contra la desforestació a la UE suposa un primer pas en la bona direcció, però adverteixen que el projecte de llei que acaba de presentar la Comissió Europea amb l’objectiu d’eliminar la desforestació de les cadenes de subministrament de la UE presenta importants llacunes.

La ley de lucha contra la deforestación en la UE

Continua la lectura de La llei de lluita contra la desforestació a la UE

Troben alts nivells de mercuri a pingüins de l’Antàrtida

Un grup de recerca de la Universitat de Múrcia va descobrir alts nivells de mercuri, encara que no tòxics, als pingüins de l’Antàrtida. Aquests animals tenen presència a les Illes de l’Atlàntic Sud.

Encuentran altos niveles de mercurio en pingüinos de la Antártida

La investigación, publicada en un artículo de la revista científica International Journal of Environmental Research and Public Health, analiza la intrusión de mercurio en la red alimentaria antártica.

Según ha explicado el investigador Miguel Motas, los niveles más altos de este metal se encontraron en los pingüinos barbijo, de la isla Rey Jorge, debido a su situación geográfica, más cerca de América y, por tanto, en mayor contacto con “fuentes antropogénicas”. Continua la lectura de Troben alts nivells de mercuri a pingüins de l’Antàrtida

L’Amazònia brasilera registra un rècord de desforestació

L’Amazònia brasilera registra un rècord de desforestació.Algunes organitzacions mediambientals ho atribueixen al triomf del projecte  de Bolsonaro. L’Amazònia podria assolir un punt de no retorn abans del 2050.

https://www.elperiodico.com/es/internacional/20211119/alcanza-record-deforestacion-amazonia-brasilena-12871543

La cumbre del clima COP26 cerró con un compromiso de terminar con la deforestación mundial en 2030. Brasil también lo suscribió, pero el Gobierno de ultraderecha volvió a mostrar hasta qué punto sus palabras se separan de la realidad. La destrucción de la selva en la Amazonía aumentó un 33% durante los primeros 10 meses de este año, lo que equivale a más de 9.700 kilómetros de vegetación. Durante el período comprendido entre agosto de 2020 y el pasado mes de julio, la pérdida de cobertura vegetal ascendió a 13.235 kilómetros cuadrados. Se trata de la mayor área degradada en los últimos 15 años. De acuerdo con el Observatorio del Clima, que agrupa a 70 grupos ecologistas incluyendo internacionales como Greenpeace y WWF, el nuevo récord de deforestación de la Amazonía muestra “el triunfo del proyecto ecocida” del presidente Jair Bolsonaro.

Cada medición del Instituto Nacional de Estudios Espaciales (INPEprovoca escalofríos porque no hace otra cosa que demostrar una tendencia que parece irrefrenable. A estas alturas del año, la tala en la parte brasileña de la mayor selva tropical del mundo ya es un 21,97% superior a la de los 12 meses precedentes, cuando el poder del agronegocio y la minería devoró 10.851 kilómetros cuadrados. El temor y la resignación de los ambientalistas es que muy pronto se llegue a los números de 2006, cuando fueron talados 14.286 kilómetros cuadrados.

La magnitud de la presente deforestación impacta también visualmente al observar un mapa: la pérdida selvática es similar al territorio que ocupa Montenegro y superior a la de países como Catar, Jamaica y Kosovo.

La obra de Bolsonaro

Bolsonaro asumió la presidencia de Brasil con un marcado desdén hacia las cuestiones ambientales que le provocó más de un roce internacional. Sus tres años de gestión han marcado un alza constante de la deforestación. La delegación brasileña fue a Glasgow, escenario de la COP26, con la voluntad declarada de combatir esas acciones ilegales. La verdad es otra. El Sindicato de Empleados Públicos en el Área de Ciencia y Tecnología y la misma dirección del INPE aseguraron que, antes de viajar a Glasgow, el Gobierno tenía en sus manos las estadísticas sobre lo que había ocurrido en la Amazonía.

Noticias relacionadas

Según el INPE, entre los nueve estados que la conforman, los que más contribuyeron en la deforestación en el último año fueron los de Pará, con el 39,75% de toda la tala medida, Amazonas (17,73%) y Mato Grosso (17,10%), que son paradójicamente los que cuentan con las mayores extensiones preservadas. Carlos Nobre, copresidente del Panel Científico de la Amazonía (SPA, por sus siglas en inglés), advirtió de que ya existen zonas que corren el peligro de llegar a un punto de no retorno en este bioma.

“El resultado es fruto de un esfuerzo persistente, planeado y continuo de destrucción de las políticas de protección ambiental en el régimen de Jair Bolsonaro. Es el triunfo de un proyecto cruel que convierte a Bolsonaro en una amenaza climática global”, afirmó el secretario ejecutivo del Observatorio del Clima, Marcio Astrini.

L’acord de Glasgow per salvar els boscos el 2030 arriba mentre es bat el rècord de destrucció a l’Amazònia

Un centenar d’Estats que allotgen el 85% de la superfície forestal del món es comprometen, com ja van fer el 2014, a “aturar i revertir” la desforestació el 2030, cosa que suposaria reduir la pèrdua en més de 2,2 milions d’hectàrees d’arbrat cada any per complir aquest objectiu.

https://www.eldiario.es/sociedad/acuerdo-glasgow-salvar-bosques-2030-llega-bate-record-destruccion-amazonia_1_8453163.html

Más de 100 países han alcanzado un acuerdo en la Cumbre Climática de Glasgow para detener y revertir la deforestación en 2030. Parece una alianza prometedora, pero la repetición de este compromiso, ya exhibido en 2014, llega justo cuando el ritmo de devastación en la Amazonía ha hecho que, hasta agosto de 2021, se destruyera la mayor extensión de bosque de la década: 10.476 km2 en 12 meses. Un 57% más que el curso anterior.

Un centenar de países acuerdan emitir menos metano para atajar el calentamiento global, sin China, India y Rusia

Un centenar de países acuerdan emitir menos metano para atajar el calentamiento global, sin China, India y Rusia

Frenar la pérdida de bosques es un buen negocio para atajar la crisis climática ya que los árboles del mundo absorben hasta el 30% de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero, según calculó el World Resources Institute. Pero para eso hace falta que estén en pie: la deforestación es reponsable de un 2% del CO2 que se lanza a la costra gaseosa de la atmósfera que recalienta la Tierra. Al destruirse, sueltan el carbono que almacenaban desde hace cientos de años. “Equivale a lo que emiten 570 millones de coches al año”, han ilustrado los firmantes.

La cuestión es que esta promesa suena a música antigua y no cumplida. El objetivo de reducir a la mitad la deforestación de bosques en 2020 y detenerla en 2030 ya se firmó en 2014 en la Declaración de Nueva York cuyo último informe de evaluación ha dicho: “La pérdida neta de bosques naturales, aunque haya decrecido levemente desde 2000, no está en la ruta para cumplir los compromisos”. El anuncio de esta acuerdo en Glasgow admite que se trata de un “volver a comprometerse” al que añaden, eso sí, avisos de financiación.

La tasa de pérdida de bosques ha estado en 10,4 millones de hectáreas al año entre 2000 y 2010 y en 7,8 millones entre 2010-2020, según la evaluación de la Declaración de Nueva York. La Organización para la Alimentación y la Agricultura de la ONU, la FAO, ofrece unos cálculos algo diferentes: el ritmo de pérdida neta en los primeros diez años del siglo fue de 5,2 millones de hectáreas anuales y en la siguiente década de 4,7 millones para un total de 178 millones desde 1990. Con todo, estas cifras suponen “una gran preocupación”.

“Estamos fracasando”, dice el informe de la Declaración de Nueva York que calcula que “haría falta reducir esa pérdida neta –lo que se destruye menos lo que se expanden los bosques– en 2,2 millones de hectáreas cada año para cumplir el objetivo de 2030”.

Desde luego, el curso 2020/2021 ha subrayado estos malos augurios, ya que la deforestación en el mayor bosque tropical del mundo, la Amazonía, ha batido récords. Solo en julio pasado se destruyeron 2.095 km2, según los datos del Instituto Amazonía del Hombre y el Medio Ambiente (Imazon). Es un 80% más que en el mismo mes de 2020. Y el ritmo no para, ya que en septiembre desaparecieron otros 1.224 km2, el equivalente a “cuatro campos de fútbol al día”. Seis meses de 2021 han sido los más destructivos de la década.

Arrasar bosques trae consecuencias climáticas. Sobre todo en los puntos donde se concentra la deforestación: Brasil y República del Congo lideran el ránking de emisiones por destrucción de bosque, con una media de al menos 600 millones de toneladas de CO2 al año entre 2016 y 2020 cada uno, según el inventario de la ONU.

El país suramericano fue uno de los pocos países cuyas emisiones de CO2 crecieron en 2020 a pesar del parón impuesto por la COVID-19. Pasaron de 1.970 millones de toneladas a 2.160 millones (un 9,5%). El salto se debió, especialmente, a la deforestación que abre grandes extensiones de terreno para la ganadería y el cultivo de soja para pienso.

Aunque el acuerdo lanzado este martes en la COP26 cuenta con la rúbrica de Canadá, Rusia, Noruega, Colombia, Indonesia y la República Democrática del Congo, el gobierno federal de Brasil todavía está pendiente de firmar, según ha admitido el Ejecutivo británico que ha promovido el anuncio. El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, no ha aparecido en la cumbre de líderes mundiales de Glasgow.

Comercio ilegal millonario

Con todo, a pesar de la fuerza icónica y los focos que apuntan al bosque tropical de América del Sur, la región donde más bosque se destruye actualmente es África. En la última década acumula una tasa de 3,9 millones de hectáreas perdidas cada año de selva. Y ha ido aumentando cada decenio sin alivio mientras en América sí se ha ralentizado al pasar de un ritmo de cinco millones de hectáreas perdidas a casi tres. América del Sur y África son las dos únicas zonas donde no ha habido ninguna expansión forestal desde 1990: solo destrucción, según la FAO.

La ONU estima que el comercio con madera ilegal puede suponer entre el 15 y el 30% del total, y la UE calcula que el 20% de las talas ilegales pueden acabar comercializadas en sus países. “Son entre 30.000 y 100.000 millones de dólares anuales

El acuerdo forestal de este martes en la COP26 asegura que reúne a los estados que albergan hasta el 85% de los bosques. “Los estamos perdiendo a un ritmo alarmante equivalente a 27 campos de fútbol cada minuto”. Los firmantes aseguran que habrá un fondo de 12.000 millones de dólares para “detener y revertir” esta destrucción.

También han especificado que habrá “posiblemente” un “endurecimiento de la regulación” para que “las cadenas de suministro queden libres de material que provenga de la deforestación”. La misma ONU estima que el comercio con madera ilegal puede suponer entre el 15 y el 30% del comercio total y llegar al 90% en algunos países tropicales. La Unión Europea calcula que el 20% de las talas ilegales pueden acabar comercializadas en sus países. “El valor total de este comercio negro oscila entre los 30.000 y 100.000 millones de dólares anuales”, ha calculado la Interpol.

La ciencia ha sido clara: el Panel de expertos en cambio climático de la ONU, el IPCC, ha insistido en que “cualquier escenario” para limitar el calentamiento global del planeta más allá de los límites de seguridad implica frenar la deforestación, además de ser el “mejor y más barato” sistema para estabilizar el clima que ha alterado la acción humana.

Els quatre aqüífers més importants d’Espanya, exhaurits per l’agricultura intensiva

Només amb l’extracció il·legal d’aigua per a regadiu de Doñana, Las Tablas de Daimiel, el Campo de Cartagena y Los Arenales es podrien omplir cada any 65.000 piscines olímpiques.

https://www.publico.es/sociedad/cuatro-acuiferos-mas-importantes-espana-esquilmados-agricultura-intensiva.html

El Mar Menor, las Tablas de Daimiel, Los Arenales y Doñana. Son cuatro de los principales recursos hídricos de España y, al mismo tiempo, los cuatro ejemplos más nítidos del robo masivo de agua para la agricultura intensiva. Esa es la conclusión a la que han llegado los expertos del Fondo Mundial para la Naturaleza, quienes publican este martes una nueva investigación sobre el maltrato que sufren estos acuíferos emblemáticos. La suma de superficie de regadío ilegal en estas zonas asciende hasta las 88.645 hectáreas. Dicho de otro modo, cultivos que en su conjunto ocupan más de lo que abarca la ciudad de Madrid en los mapas y que expolian cada año tantos litros de agua de la naturaleza como para llenar 65.000 piscinas olímpicas. Continua la lectura de Els quatre aqüífers més importants d’Espanya, exhaurits per l’agricultura intensiva

L’ONU reconeix que viure en un medi ambient net és un dret humà

El Consell de Drets Humans de l’ONU va aprovar aquest divendres una resolució que reconeix que viure en un medi ambient sense riscos, net, saludable i sostenible és un dret humà sense el qual difícilment es poden gaudir d’altres drets, com a la salut o fins i tot a la vida.

Costa Rica, impulsor de la iniciativa, defensa que parlar de crisi climàtica equival a parlar de crisi dels drets humans. Ara li correspon a l’Assemblea General de l’Organització de les Nacions Unides examinar aquesta qüestió.

https://www.efeverde.com/noticias/medio-ambiente-limpio-derecho-humano/

https://www.publico.es/sociedad/onu-reconoce-vivir-medio-ambiente-limpio-derecho-humano.html

El Consejo de Derechos Humanos de la ONU ha aprobado este viernes una resolución que reconoce que vivir en un medio ambiente sin riesgos, limpio, saludable y sostenible es un derecho humano sin el cual difícilmente se pueden disfrutar de otros derechos, como a la salud o incluso a la vida. Continua la lectura de L’ONU reconeix que viure en un medi ambient net és un dret humà

Milers de persones exigeixen mesures urgents per salvar el Mar Menor

Uns 45.000 manifestants reclamen solucions immediates a les administracions, fonamentalment a el Govern regional de què depenen la majoria de competències necessàries per posar remei a la degradació de l’ecosistema.

https://www.publico.es/sociedad/miles-personas-exigen-medidas-urgentes-salvar-mar-menor.html

Miles de personas, un total de 45.000 según la organización, han “desbordado” este jueves las calles del centro de Murcia en una “marea ciudadana” que se ha unido para clamar contra la situación “crítica” del Mar Menor, elevar el “grito” de los peces muertos en la laguna salada y exigir “soluciones inmediatas” a las administraciones, “fundamentalmente” al Gobierno regional del que “dependen la “mayoría de competencias necesarias” para poner remedio. Continua la lectura de Milers de persones exigeixen mesures urgents per salvar el Mar Menor

La catàstrofe de Califòrnia i altres cinc grans desastres que han abocat 900.000 tones de petroli a mars i rius

La fugida de cru d’una plataforma d’extracció petrolífera ha deixat les costes de sud de Califòrnia tenyides de negre. Aquestes imatges, lluny de ser anecdòtiques, són habituals i reflecteixen els riscos que la societat assumeix en la producció i transport de combustibles fòssils.

https://www.publico.es/sociedad/contaminacion-catastrofe-california-otros-cinco-grandes-desastres-han-vertido-900000-toneladas-petroleo-mares-rios.html

Operarios con trajes blancos pasean por las playas de Huntington, en el sur de California, donde la arena es cada día más oscura. Desde que el pasado sábado se identificó una fuga en la plataforma marina Elly, se han liberado 570.000 litros de petróleo que, lejos de ser controlados, están contaminando la costa norteamericana con el equivalente a unos 3.000 barriles de crudo. Aunque todavía es pronto para cuantificar el daño de esta catástrofe, el daño ecológico se empieza a constatar con un simple vistazo al horizonte marino. No sólo porque las aguas se han vuelto espesas y hediondas, sino porque ya empiezan a llegar a las costas, empujados por la corriente, centenares de peces muertos.

El fiscal del condado de Orange, lugar donde se ubican los municipios costeros afectados por el vertido, ha avisado de que “las consecuencias del derrame se sufrirán durante generaciones”, pero todavía no se ha hallado el culpable. Las primeras hipótesis no apuntan a compañías petrolíferas que operan en la zona, sino un ancla de un barco que pudo haber roto algún conducto de la plataforma. El pasado, no obstante, enseña que este tipo de accidentes suelen saldarse con cierta impunidad o con sentencias que dejan fuera a los altos cargos empresariales y políticos implicados.

El colectivo ecologista estadounidense Sierra Club ha apuntado en esa dirección y ha recordado que el desastre que hoy tiñe de negro la costa californiana no es una anécdota aislada. “Cuántos derrames más tendremos que presenciar antes de que nuestros líderes electos comprendan que no existe una manera segura de extraer y transportar los combustibles fósiles”, valoraba en declaraciones a la Agencia EFE Monica Embrey, portavoz del grupo conservacionista. Y es que, la lista de vertidos petrolíferos es tan extensa como peligrosa. Si bien las pequeñas fugas son constantes, sólo en las grandes y mediáticas catástrofes se acumulan cerca de 900.000 toneladas de hidrocarburos liberadas a aguas de ríos y mares del planeta.

El chapapote del Prestige

En España, las imágenes del lodo negro cubriendo agua, rocas y arena evocan al pasado gallego. Concretamente a noviembre de 2002, cuando el Prestige, un buque cargado de crudo, se hundió a poca distancia de la costa española cubriendo las playas de chapapote y dejando un destrozo ambiental sin precedentes en Europa. Las más de 70.000 toneladas de petróleo que transportaba fueron liberadas en el mar, con unas graves consecuencias en el ecosistema marino y unas importantes pérdidas económicas en el sector pesquero gallego que, según la Fiscalía, ascendían hasta los 400 millones de euros.

Julio Barea, portavoz de Greenpeace, recuerda como el caso se terminó cerrando, pese al macrojuicio, con una sentencia que libró a todos los responsables políticos que habían estado detrás del episodio. “Al final pagó las consecuencias el capitán”, expone. “Suena a chiste, pero en la mayoría de estos casos suele pagar las consecuencias el operario de turno, mientras empresas y dirigentes salen de rositas”.

Exxon Valdez, 37.000 toneladas de crudo en Alaska

En la primavera de 1989 se produjo uno de los accidentes más mediáticos. El petrolero Exxon Valdez quedaba encallado en la bahía de Prince William Sound, en Alaska. El accidente, que se produjo después de que el buque golpease un arrecife de coral, se tradujo en el derramamiento de 37.000 toneladas de hidrocarburo, el equivalente a cerca de 40 millones de litros de crudo que llegó hasta la costa alaskeña. Para su limpieza se utilizaron disolventes químicos que, pese a su efectividad, no pudieron emplearse de manera continuada por su impacto negativo en los ecosistemas marinos. También se procedió a la quema de todo el combustible que se conseguía retirar a través de bombas extractoras.

Fue la primera vez que un gigante petrolífero fue condenado. Aunque fue en 1995 cuando la Justicia norteamericana ordenó a Exxon Mobil a pagar 5.000 millones de dólares como compensación de daños, el proceso judicial se alargó hasta 2009,  cuando el Tribunal de Apelación de San Francisco condenó a la compañía a indemnizar con 500 millones de dólares a los empresarios y pescadores locales damnificados por el vertido.

‘Deepwater Horizon’, el mayor vertido de la historia

La plataforma de extracción de petróleo Deepwater Horizon, explotada por la compañía BP desde su construcción en 2001 apenas funcionó una década. En el año 2010 una explosión provocó su hundimiento y el vertido de al menos 779.000 toneladas de petróleo crudo en el Golfo de México, lugar donde se asentaba esta plataforma, y la muerte de once trabajadores.

Las consecuencias de este accidente todavía no han sido cuantificadas con exactitud. De hecho, una publicación en la revista Science ampliaba la magnitud del vertido al detectar que parte del crudo se había quedado en el fondo marítimo. Según los cálculos de los científicos la mancha negra que emanó de la plataforma alcanzó un tamaño similar a la isla de Manhattan.

Diez años después del vertido, la Federación Nacional de Vida Silvestre publicó un informe en el que se acreditaba que la mayoría de especies marinas que habitan en el Golfo de México siguen padeciendo las consecuencias de la catástrofe. El delfín es uno de las mayores víctimas del accidente, pues todavía el 55% de las especies que habitan en la zona padecen enfermedades pulmonares asociadas al contacto con el crudo derramado. Además, ejemplares nacidos después del hundimiento de la plataforma presentan algunos problemas de salud que no se contemplan en otros individuos que habitan zonas no dañadas. Las poblaciones de gaviotas, por su parte, han experimentado un repunte poblacional, pero el número de aves descendió hasta un 60% durante los tres años posteriores al desastre ambiental.

Diésel en el Ártico de Rusia

El año 2020 fue un año difícil para el Ártico ruso. A las temperaturas de récord y el deshielo acelerado de la tundra se sumó uno de los grandes vertidos de carburante de la historia. Un falló de una planta termoeléctrica en la ciudad de Norilsk provocó la fuga de cerca de 20.000 toneladas de diésel a los ríos de la zona. El hidrocarburo se extendió, según denunció en su momento Greenpeace, hasta llegar al mar abierto.

El suceso provocó un escándalo que puso en el punto de mira al Gobierno, pero también a la empresa propietaria de la planta, que no avisó a las autoridades del derrame hasta dos días después de producirse y trató de poner freno al vertido con sus propios medios. Una escena similar, aunque de menor magnitud, se repitió este mismo verano con la fuga de petróleo de un buque en el Mar Negro. La mancha de contaminación alcanzó cerca de 80 kilómetros cuadrados según el Instituto de Estudios Espaciales de la Academia de Ciencias de Rusia.

Shell, culpable de la destrucción del delta del río Niger

En el delta del río Níger, una filial de la compañía Shell derramó 24.000 litros de petróleo, anegando cultivos y aldeas locales. Los hechos ocurrieron en el año 2004, pero la carrera judicial no terminó de cerrarse hasta 2020, cuando la Justicia de los Países Bajos declaró culpable a la empresa y ordenó indemnizaciones para los campesinos que perdieron sus cosechas.

El caso de Shell en el sur de Nigeria es el reflejo de cómo los desastres se alargan en el tiempo en los países del Sur Global. Si la maquinaria de limpieza tomaba ritmos vertiginosos en el escándalo de Alaska o en las costas gallegas, en el momento de la sentencia apenas se había comenzado a restaurar el ecosistema. Según Amnistía Internacional, en 2020 sólo se habían iniciado trabajos de descontaminación en el 11% de las zonas afectadas por los vertidos fósiles. Esta catástrofe, además de tener un impacto ambiental para el delta, ha dejado a numerosas poblaciones con problemas para acceder al agua. El Níger, una década después, sigue contaminado.

L’IEO estudia els canvis en el fons marí després arribada de la renta a l’oceà

El vaixell Ramon Margalef, de l’Institut Espanyol d’Oceanografia (IEO, CSIC), ha finalitzat la primera campanya oceanogràfica a la zona sud-oest de la illa del Palmell, en què ha estudiat les propietats fisicoquímiques i biològiques de l’aigua i de la geomorfologia de el fons marí abans i després d’arribar la colada de lava a l’oceà.

https://www.efeverde.com/noticias/ieo-cambios-fondo-marino-lava-oceano/

Durante diez días, el equipo científico de este buque ha recogido cerca de 3.000 muestras de agua de mar, que suponen más de 500 litros recogidas desde la superficie hasta los 1.200 metros de profundidad y, algunas de ellas, a escasos metros de la colada. Continua la lectura de L’IEO estudia els canvis en el fons marí després arribada de la renta a l’oceà

Un eixam d’abelles va atacar i matar 63 pingüins: van ser picats als ulls

L’atac no va resultar evident fins que els científics van practicar l’autòpsia als pingüins morts. Aquí van trobar les petites picades d’abelles en els ulls dels cadàvers.

Normalment conviuen sense problemes en diversos parcs naturals d’aquell país, on el pingüí del Cap és una espècie amenaçada.

Al pingüí del Cap, una espècie amenaçada que viu sobretot en illes de la costa de Sud-àfrica, només li faltava que l’ataquessin les abelles. Un eixam d’aquests insectes hauria causat la mort de 63 pingüins en una de les seves colònies.

Es tracta d’un fet ben inusual i encara no es pot assegurar al cent per cent que aquesta hagi estat la causa de la mort dels pingüins, però tot apunta que ha estat així.

El fet es va saber dissabte, quan el Servei de Parcs Naturals de Sud-àfrica (SANParks) va comentar en el seu compte de Facebook que el dia abans s’havien trobat 63 pingüins morts a la colònia de la platja de Boulders, a Simon’s Town.

https://telefenoticias.telefe.com/internacionales/un-enjambre-de-abejas-ataco-y-mato-a-63-pinguinos-fueron-picados-en-los-ojos/

Unas abejas atacaron una colonia de pingüinos en las cercanías de Ciudad del Cabo, en Sudáfrica. Mataron a 63 de estas aves, que en dicha zona del mundo se encuentran en peligro de extinción. Continua la lectura de Un eixam d’abelles va atacar i matar 63 pingüins: van ser picats als ulls