Arxiu de la categoria: DINÀMICA DE SISTEMES

El capitalisme està destruint la Terra: necessitem un nou dret humà per a les generacions futures

Si volem evitar un desastre mediambiental i el col·lapse del sistema actual, hem de qüestionar les nostres creences més arrelades i que sempre hem donat per bones. Els recursos són el que són. No hi ha planeta B.

https://www.eldiario.es/theguardian/capitalismo-destruyendo-Tierra-necesitamos-generaciones_0_878062929.html

Los jóvenes que han tomado las calles para protestar contra el cambio climático tienen razón: se les está robando el futuro. La economía es un sistema piramidal medioambiental que descarga sus responsabilidades sobre los jóvenes y sobre los que ni siquiera han nacido. El crecimiento económico depende del robo intergeneracional. Continua la lectura de El capitalisme està destruint la Terra: necessitem un nou dret humà per a les generacions futures

L’economia verda i 50 milions de tones de residus electrònics es rebutgen cada any

L’experiència ens ensenya que tot producte té repercussions en l’entorn i és una exigència ineludible eliminar-los o limitar-los al màxim. Però així actua el mal financer que ens governa, com una força que es mou derivada per un alarmant cataclisme que provoca en les autoritats la reacció tardana davant d’una guerra fantasmal. És el cinisme del capitalisme.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=252490&titular=la-econom%EDa-verde-y-50-millones-de-toneladas-de-residuos-electr%F3nicos-se-desechan-cada-a%F1o- Continua la lectura de L’economia verda i 50 milions de tones de residus electrònics es rebutgen cada any

“Si no fem res, la Terra serà un lloc inhòspit en 100 anys”

En els acords climàtics s’estableixen unes guies però no s’obliga a ningú. I si no vols ratificar-los, doncs no ho fas. Aquí està el problema. Tothom veu que hi ha un canvi climàtic, però no es fa res. Tot queda en paper mullat.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=251984&titular=%93si-no-hacemos-nada-la-tierra-ser%E1-un-lugar-inh%F3spito-en-100-a%F1os%94- Continua la lectura de “Si no fem res, la Terra serà un lloc inhòspit en 100 anys”

Vostè pagarà el cotxe elèctric, encara que mai en tingui un

No està clar que es pugui generalitzar el cotxe elèctric privat per a tothom. Probablement no es pot, i més probablement encara no resulti rendible fer-ho. Magnífic article d’Antonio Turiel que ens fa tocar de peus a terra. Siguem realistes, sens dubte, cal prendre mesures contra la contaminació, el canvi climàtic i l’esgotament dels combustibles fòssils. Però almenys a dia d’avui el cotxe elèctric no sembla que sigui la mesura adequada per a això.

https://crashoil.blogspot.com/2019/01/usted-va-pagar-el-coche-electrico.html

Lo que nos dicen
Hay que quitarse de encima los coches de diésel porque contaminan y son malos para el medio ambiente. También hay que deshacerse de los de gasolina. Con el tiempo, incluso tendremos que prescindir de los híbridos. Todos queman petróleo y eso no es bueno para el planeta, nos dicen (y es cierto).
Todos estamos de acuerdo con que hay que proteger el medio ambiente. Pero necesitamos el coche. Para ir trabajar, para ir a buscar a los niños, para ir a hacer la compra, incluso para alguna escapadita.

Continua la lectura de Vostè pagarà el cotxe elèctric, encara que mai en tingui un

Com frenar l’escalfament global (amb impostos)

Síntesi: només el 5% dels ingressos que l’Estat percep tenen a veure amb recaptació subjecta a criteris ambientals i ecològics. Som el 25è de l’Europa dels 28 en imposició ambiental. Això és Espanya.

https://www.publico.es/economia/ecofiscalidad-frenar-calentamiento-global-impuestos.html

Cuando la cosmovisión neoliberal terminó por apuntalarse en Europa tras el mandato de hierro de Margaret Thatcher, la idea de un sistema de fiscalidad que ayudase a la redistribución de los bienes perdió fuerza en la opinión pública del viejo continente. Sin embargo, en mitad de una crisis climática, las políticas ecofiscales se han convertido un recurso importante para tratar de frenar el calentamiento global y garantizar que aquellos que más contaminan pagarán por ello si no reconducen sus actividades hacia la explotación sostenible del planeta.

Pero, ¿qué puede aportar una fiscalidad verde a la lucha contra el calentamiento global? La respuesta no tiene tanto que ver con la recaudación como con el cambio paulatino de los comportamientos sociales. En palabras del coordinador estatal de Ecologistas en Acción, Paco Segura, las tasas ecológicas son una herramienta útil para “reconducir la situación” y desincentivar las prácticas que generan daños en el medio ambiente.

Un buen ejemplo es la propuesta de imposición sobre los hidrocarburos, que, para los principales grupos ecologistas del país, se presenta imprescindible en el ocaso del diésel. Lo mismo ocurre con otras medidas ecofiscales como el anhelado impuesto sobre los cambios del uso del suelo, que pretende penalizar la conversión del suelo no urbanizable a urbanizable.

La vía de los impuestos se tiende a interpretar de forma negativas, pero tal y como explica el director de Conservación de WWF, Enrique Segovia, la realidad es que también se busca desgravar “las prácticas y actitudes que son beneficiosas para el medioambiente”. De esta forma, las empresas que apuesten por servicios que cuenten con certificados ecológicos tendrán un “premio” fiscal.

La premisa es clara, los impuestos deben servir para cambiar las conductas de consumo y los ciclos productivos de los diferentes sectores del país. Por ello, detalla Segovia, la fiscalidad ecologista debe tener un carácter mucho más transversal, en tanto que a día de hoy este tipo de tasas están limitadas al sector energético y a los transportes. “Es necesario que se abra el abanico para incluir otros elementos como la intensificación de la ganadería y agricultura, la gestión forestal dentro de las medidas ecofiscales”, reclama el experto.

Justicia social

“Hay propuestas verdes que pueden repercutir en la gente desfavorecida, por eso se debe proponer una reforma fiscal en la que se tenga en cuenta las diferencias sociales”, explica a Público la responsable de Investigación e Incidencia de Greenpeace, Alicia Cantero, que apuesta por un modelo fiscal que garantice cambios en las conductas más nocivas con los límites biofísicos del planeta, pero también por una línea impositiva que garantice un equilibrio social.

El peso mayoritario de los tributos verdes tiene que recaer en las empresas “más contaminantes”.

En ese sentido, la coordinadora de Amigos de la Tierra, Blanca Ruibal, establece una norma que se debe atender a la hora de legislar: “Hay que impulsar esa máxima de que quien contamina tiene que pagar”. La activista medioambiental es consciente de que los impuestos “interpelan a la vida cotidiana” y por ello el peso mayoritario de los tributos verdes tiene que recaer en las empresas “más contaminantes”.

“Las medias descontextualizadas son malentendidas y se pueden interpretar como otra vuelta de tuerca en contra de los derechos las clases desfavorecidas”, añade Segura, para recalcar que todo este tipo de gravámenes “tienen que estar ligados a mecanismos de redistribución ecológica”.

Una idea que también es compartida por el responsable de Gobernanza Medioambiental de SEO/BirdLife, David Howell, quien recuerda la importancia de que este tipo de políticas fiscales se hagan “desde el enfoque de la justicia social”. El experto reconoce que existen opciones muy válidas como las rebajas al IVA de los productos sostenibles y los gravámenes de los alimentos industriales. De esta forma, además, se podría terminar con esa que vincula los artículos ecologistas con una forma de consumo elitista.

En virtud de ello, los grupos medioambientales ponen énfasis en el carácter “pedagógico” de los impuestos y en cómo estos pueden cambiar las conductas sociales, incentivando que los comportamientos de las personas viren hacia el uso del transporte sostenible, el consumo de alimentos de origen extensivo o la contratación de planes energéticos basados en las renovables.

Más allá de ello, hay también un factor recaudatorio por lo que desde los grupos ecologistas reclaman que estas medidas se establezcan como impuestos finalistas, de tal manera que el dinero no vaya destinado a una caja común: “Consideramos que los impuestos tienen que invertirse en mejoras ambientales”.

España, a la cola de Europa

“Estamos a la cola de Europa”, denuncian desde WWF. Pese a que el Ejecutivo de Sánchez impulsó la creación de un ministerio de Transición Energética, la realidad es que España sigue saliendo mal parada si se compara con el peso que tiene la ecofiscalidad en el resto de países de Europa.

Según datos manejados por Greenpeace, tan solo el 5% de los ingresos que el Estado percibe tienen que ver con recaudación sujeta a criterios ambientales y ecológicos. “Somos el 25º de la Europa de los 28 en imposición ambiental”, advierte Cantero.

Por su parte, Howell pone el foco en la realidad internacional para evidenciar los atrasos y carencias que hay en España. Tanto es así, que el experto de SEO/BirdLife hace mención a los informes de la Comisión Europea y a la evaluación de Desempeño Ambiental de la OCDE de 2015 para recalcar que las instituciones y organismos “también han llamado la atención” a España para que tome cartas en el asunto cuando antes.

En consecuencia, Ecologistas en Acción, WWF, Amigos de la Tierra, SEO/BirdLife y Greenpeace van a presentar ante las instituciones 30 propuestas ecofiscales para “avanzar hacia un mundo más justo y sostenible”. Desde las asociaciones explican que hay grandes expectativas en la acogida de las medidas, sobre todo a nivel autonómico y municipal, ya que muchas de ellas pueden desarrollarse a escala local.

La selva amazònica, més ferida de mort que mai

Poques paraules defineixen la seva situació: mineria, hidroelèctriques, carreteres, agricultura intensiva i desforestació són els principals enemics de l’Amazònia, però un engloba tots: la passivitat -i fins i tot la complicitat- governamental.

https://www.publico.es/sociedad/selva-amazonica-herida-muerte.html

El gobierno peruano, en constante ebullición durante la breve gestión de Pedro Pablo Kuczynski, se tomó un respiro a finales de 2016 gracias a los Acuerdos del Acta de Saramurillo. Contenía de ese modo los ánimos de las comunidades indígenas, encolerizadas por los innumerables vertidos y derrames petrolíferos en la selva amazónica. No se imaginaban el presidente y sus ministros que los vecinos de la región de Loreto iban a vigilar a conciencia el cumplimiento de ese acta punto por punto. No es para menos: la selva está más herida de muerte que nunca. Continua la lectura de La selva amazònica, més ferida de mort que mai

Brussel·les veu necessari “reinventar” el model econòmic per complir amb els objectius de desenvolupament sostenible de l’ONU per 2030

Actualment, la humanitat fa servir recursos equivalents a la capacitat d’1,7 terres.Es necessiten accions addicionals per assegurar un futur sostenible. Per aconseguir un futur millor per a tothom, necessitem una forma reinventada de creixement econòmic sostenible. L executiu comunitari ha presentat aquest dimecres escenaris per a “liderar la transició cap a la sostenibilitat marcada per l’Agenda 2030.

Mentres tant, desenes milers de persones es manifesten a Brussel·les contra el canvi climàtic. Es tracta de la cinquena jornada de mobilitzacions en dos mesos. Veure :https://www.lavanguardia.com/internacional/20190127/4637068519/manifestacion-bruselas-cambio-climatico.html

https://www.eldiario.es/sociedad/Bruselas-reinventar-desarrollo-sostenible-ONU_0_862663864.html

Hace más de una década, Nicolas Sarkozy propuso “refundar” las bases del capitalismo para evitar otra crisis financiera como la que ha sufrido Europa. Desde entonces, no parece que el capitalismo se haya visto muy refundado ni parece que los líderes políticos muestren la preocupación por refundarlo que expresaban a los meses de la caída de Lehman Brothers.

 Este miércoles, la Comisión Europea ha lanzado una propuesta semejante, aunque tampoco ha dado muchas claves de cómo hacerla realidad: “reinventar el crecimiento económico sostenible” para poder cumplir con los objetivos de sostenibilidad fijados por Naciones Unidas para 2030. Ha pasado más de una década desde aquella reunión catártica del G-20 y queda poco menos de una década para esa fecha de 2030. ¿Se habrán cumplido los objetivos? ¿Se habrá “reinventado” el modelo económico para cumplir la Agenda 2030?

La Comisión ha presentado este miércoles escenarios sobre cómo la UE y sus Estados miembros pueden “liderar la transición hacia la sostenibilidad en el interés del bienestar de todos” y cómo Europa puede hacer un seguimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas para 2030.

De acuerdo con el documento de la Comisión, “la cultura de consumo de hoy contribuye al agotamiento de nuestro capital natural y amenaza el clima. Actualmente, la humanidad usa recursos equivalentes a la capacidad de 1,7 tierras”.

“La producción de alimentos”, asegura el Ejecutivo comunitario, “sigue ejerciendo presión sobre nuestro medio ambiente, mientras que el 20% de nuestros alimentos se desperdicia. Los edificios, por ejemplo, son responsables de alrededor del 40% del consumo de energía y el transporte representa el 27% de las emisiones de gases de efecto invernadero de Europa. De acuerdo con el modelo de bienestar social de la UE, la transición a una economía sostenible no debe dejar a nadie ni a ningún lugar atrás”.

En este sentido, Bruselas afirma que “los sistemas tributarios y los precios deben diseñarse para reflejar los verdaderos costes ambientales y sociales de la producción y garantizar que los productos y servicios sostenibles se conviertan en los más asequibles”.

Jyrki Katainen, vicepresidente de Empleo, Crecimiento, Inversión y Competitividad, ha afirmado: “El Plan de inversiones para Europa ayuda a incorporar al sector privado y el Plan de acción para una financiación sostenible facilita la creación de un nuevo mercado para inversiones sostenibles. Al modernizar nuestras sociedades de manera inclusiva, abrazando completamente la economía circular y aprovechando los beneficios de las nuevas tecnologías, podemos luchar por la neutralidad climática y garantizar que nuestro planeta esté en mejor forma para nuestros niños”.

El documento forma parte del “firme compromiso” de la UE de cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, incluido el Acuerdo de París sobre el cambio climático.

“Al analizar la amplia gama de desafíos para Europa y presentar escenarios ilustrativos para el futuro, el documento busca orientar la discusión sobre la mejor manera de alcanzar estos objetivos y la mejor contribución de la Unión Europea para 2030”, asegura la Comisión: “Los escenarios resaltan que se necesitan acciones adicionales para que la UE y el mundo aseguren un futuro sostenible en interés del bienestar de los ciudadanos”.

Frans Timmermans, primer Vicepresidente de la Comisión, ha dicho: “El desarrollo sostenible comienza y termina con las personas, se trata de hacer que nuestra economía y nuestra sociedad sean sostenibles y prósperas al mismo tiempo. Hacemos esto para poder mantener nuestro estilo de vida y mejorar el bienestar de nuestros hijos y nietos en lo que respecta a la igualdad, un entorno natural saludable y una economía próspera, verde e inclusiva. Nuestra tarea es nada menos que asegurar nuestro planeta para todas las personas”.

Quan el que mata et dóna la vida (laboral)

Podríem canviar el títol, hauria de ser més precís: Quan la feina que dóna de menjar a la teva família contamina, emmalalteix o mata. Pot ser així en serem conscients.

L’economia d’un poble pot dependre d’una mina, d’una central tèrmica, d’una drassana, d’una incineradora o d’un cementiri nuclear, però les ocupacions que generen entren en conflicte amb els perjudicis a la salut o al medi ambient.

https://www.publico.es/economia/empresas-contaminan-medio-ambiente.html Continua la lectura de Quan el que mata et dóna la vida (laboral)

El clima és ara el major risc per a les empreses (i per al món)

De tempestes a inundacions a sequeres i incendis forestals, els costos de producció, distribució, vendes i viatges interromputs es dispararan el 2019.

El clima es ahora el mayor riesgo para las empresas (y para el mundo)

Las empresas y los inversores se están volviendo conscientes de los peligros que plantean el cambio climático y las condiciones meteorológicas extremas.

Ahora muchos consideran que los riesgos ambientales, como las sequías y los incendios forestales, son incluso más peligrosos que los mercados turbulentos, los ciberataques o los fracasos geopolíticos.

MIRA: Las cifras que muestran la gravedad del cambio climático en América Latina

Los temas climáticos y medioambientales dominan una clasificación de los principales riesgos mundiales producidos por el Foro Económico Mundial antes de su cumbre anual en Davos.

Los líderes empresariales y expertos encuestados por el FEM dijeron que el clima extremo, la migración causada por el cambio climático y los desastres naturales son los tres riesgos más probables en 2019.

Cada uno de los riesgos climáticos también se encuentra entre los cinco primeros en términos de impacto potencial. Continua la lectura de El clima és ara el major risc per a les empreses (i per al món)

El preu de defensar la terra: dos de cada tres activistes assassinats pertanyen a moviments mediambientals

La majoria dels homicidis queden impunes i els perpetradors es veuen amb la tranquil·litat de poder seguir actuant sense conseqüències.  Les dones són les principals defensores de la vida .Les dones que busquen la protecció dels drets de les comunitats indígenes han de fer front a la repressió dels poders econòmics, però també a la coacció i violència que hi ha dins de les pròpies comunitats indígenes que, ancorades en la tradició patriarcal, impedeixen que les dones tinguin rellevància dins de les decisions polítiques.

https://www.publico.es/sociedad/precio-defender-tierra-tres-activistas-asesinados-pertenecen-movimientos-medioambientales.html

Defender la tierra sale caro. Tan caro, que se paga con la vida. La lucha por el cumplimiento de los Derechos Humanos siempre escondió riesgos, sobre todo si tiene un enfoque medioambiental destinado a proteger las tradiciones y propiedades de las comunidades aborígenes. Tanto es así, que desde 2014 se han reportado más de 800 asesinatos, según el informe de Front Line Defenders sobre la represión y coacción que se da en algunos países latinoamericanos. De los crímenes acontecidos en el último año, puntualiza el estudio, dos tercios se llevaron la vida de personas que “trabajaban en la defensa de los derechos medioambientales, el derecho a la tierra y los derechos de los pueblos indígenas, a menudo en zonas rurales aisladas”. Continua la lectura de El preu de defensar la terra: dos de cada tres activistes assassinats pertanyen a moviments mediambientals