Regne Unit dóna llum verda a l’edició de gens en embrions humans

El Regne Unit s’ha convertit en el primer país a autoritzar l’edició de gens humans amb fins d’investigació. Els crítics consideren que aquesta decisió és “el primer pas” per permetre per llei la creació de “nadons modificats genèticament”. Els investigadors indiquen que els  podrien ajudar  a desenvolupar tractaments per als problemes de fertilitat, encara que les alteracions no serien per si mateixes la base d’una teràpia.

http://www.lavanguardia.com/ciencia/cuerpo-humano/20160201/301817569632/reino-unido-aprueba-edicion-genes.html

El Reino Unido se ha convertido en el primer país en autorizar la edición de genes humanos con fines de investigación. La Autoridad en Embriología y Fertilidad Humana británica acaba de anunciar que ha autorizado a un equipo de científicos del Instituto Francis Crick, en Londres, para que usen la técnica CRISPR/Cas9 para estudiar el desarrollo temprano de embriones humanos.

Los investigadores, dirigidos por la bióloga Kathy Niakan, pretenden alterar genes que son activos en los primeros días después de la concepción. El experimento durará siete días y transcurrido ese tiempo, los embriones se destruirán. Las modificaciones genéticas podrían ayudar a los investigadores a desarrollar tratamientos para los problemas de fertilidad, aunque las alternaciones no serían por sí mismas la base de una terapia.

Ahora un comité de bioética también deberá aprobar la investigaciónde estos científicos. Hasta que no dé el visto bueno, no podrá comenzar ningún experimento.

http://www.expansion.com/sociedad/2016/02/01/56af806ce2704ed7408b456f.html

Los críticos consideran que esta decisión es “el primer paso” para permitir por ley la creación de “bebés modificados genéticamente”.

La Autoridad de Embriología y Fertilización Humana (HFEA, en sus siglas en inglés) del Reino Unido ha dado el visto bueno a una solicitud del Francis Crick Institute de Londres para modificar genéticamente embriones humanos con fines científicos, lo que ha generado algunas críticas en quienes creen que en el futuro podría servir para crear “bebés de diseño”.

Menos de un año después de que un equipo de científicos chinos provocaran un escándalo internacional tras reconocer que habían modificado genéticamente embriones humanos, el científico del centro londinense Kathy Niakan solicitó autorización para llevar a cabo experimentos similares.

El científico ha aclarado que el estudio “es con una finalidad investigadora” y en él se pretende analizar la evolución de un óvulo durante la primera semana tras su fecundación, para ver como pasa de constituir una única célula a 250.

En dicho estudio utilizarán la tecnología CRISPR-Cas9, que ya ha causado un intenso debate internacional ante el temor de que pudiera usarse para crear bebés a la carta, ya que permite modificar o sustituir defectos genéticos.