Nubes contra el suelo

Imagen: Adam Koon; cantan: Izal: El baile

Bailando hasta que todo acabe. Ya no importa lo que digan y menos lo que callen. Que nos miren, que sientan, que rían, que se unan al baile. Bienvenidos a la última fiesta del no somos nadie. Chocan nubes contra el suelo, sobre santos y profanos. Antes ni se conocían, ahora se dan de la mano. Se despiertan las pasiones, ya no esconden sus encantos, se pervierten las barreras, ya no asustan los abrazos. Y en la oscuridad de un patio dos extraños que se han encontrado. Si me lo pides por favor, estaré encantado. No me imagino algo mejor a que sean tus labios, aquellos que me digan adiós y que nos queden pequeños los cuerpos. Y gastar lo que nos queda de tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *