Batirse el cobre

Imagen: StockSnap; cantan: Biznaga: Una ciudad cualquiera

¿Ves a esos tipos de la esquina? Ellos te consiguen todo lo que pidas, la soledad es una hermandad, el único amor posible. Fosas comunes, hileras de bloques, gatos callejeros batiéndose el cobre. Una ciudad tan buena… para morir como otra cualquiera. Una ciudad cualquiera para morir. La chusma enlatada en vagones arrastra su cruz al amanecer, borrachos llorando entre coches empuñan armas al revés, predadores de noche, ejecutivos de día. Y la policía perdonándote la vida. Una ciudad tan buena… para morir como otra cualquiera. Una ciudad cualquiera para morir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *